top of page

¿Tu vida va de mal en peor?

Fuerzas malignas han controlado la existencia de muchas personas, ¿eres una de ellas?

¿No sabes por qué, pero siempre te va mal? Todos en algún momento de la vida nos hemos enfrentado a una o varias situaciones desagradables. ¿Pero qué pasa cuando estas ocurren sin parar y sin razón aparente? Por ejemplo, a pesar de que la persona lleva una vida normal, termina siendo perjudicada: pierde el empleo de la noche a la mañana, o si su negocio iba bien, de repente se estanca; se desatan los conflictos en su matrimonio u hogar; se manifiestan dolores o síntomas de alguna enfermedad, pero médicamente no hay motivos; no puede dormir, percibe que hay un ente observándola cuando en realidad no hay nadie… De acuerdo con el obispo Edir Macedo, los padecimientos, la miseria, los desastres y todo problema que aflige al ser humano desde que este inició su vida en la Tierra tienen un origen: el diablo. Y este se manifiesta por medio de demonios que no permiten que el hombre viva en paz. Muchas veces estos males encuentran una grieta para entrar en una vida; puede ser por medio de la envidia, rituales y trabajos de brujería (como el hecho de dar o recibir alimentos u objetos consagrados a espíritus inmundos), etc. Por eso, la situación de muchos va de mal en peor, e incluso, varios participan en este tipo de prácticas malignas muchas veces sin estar conscientes de ello. Revelando la acción del mal Por lo regular, ni la propia víctima se da cuenta de que hay espíritus malignos destruyendo su vida y puede que tampoco sepa que existe una manera de mantenerse bajo resguardo y libre de esto. La Biblia nos enseña lo siguiente: «Todo lo que está escondido tarde o temprano se descubrirá y todo secreto saldrá a la luz.» (Marcos 4:22). Si has notado que solo te pasan cosas malas, tragedias y, por más que intentas, no les ves el fin, entonces no esperes más. El obispo Macedo explica que «el Señor Jesús tiene el poder para liberar a las personas oprimidas por el diablo y sus ángeles. Él las saca de la desgracia, de la miseria y desea darles una vida de paz, alegría y prosperidad». Como él lo menciona, para que una persona tenga su entorno transformado, primero es indispensable arrancar desde la raíz el mal que la oprime. Esto solo es posible usando la fe en el Señor Jesús. Si necesitas que el mal que ha estado actuando de forma oculta en tus caminos sea quitado, no te pierdas este 20 de octubre la reunión del Viernes de Liberación Espiritual. En ese día, a través de tu fe y determinación, el mal que ha prevalecido en tus caminos puede ser removido. No te pierdas este encuentro especialmente a las 7:30 p. m. en el Templo de la Fe: Avenida Cañoto núm. 259, en el primer anillo. O haz clic aquí para conocer más ubicaciones de la Universal.

bottom of page