top of page

El secreto para ser alguien grande en esta vida


Cuando se habla de alguien grande, muchos piensan que es aquella persona que tiene mucho dinero, que cierra grandes negocios, que puede comprar lo que quiera, entre otras características de ese tipo. Pero ese no es el concepto que Dios tiene sobre la grandeza. El Señor es Espíritu y posee todo el conocimiento y la sabiduría. La persona sin la presencia de Él en su interior no valora lo que es más importante y no tiene estructura para conquistar, administrar y establecerse. Reflexiona ¿Le entregarías a tu hijo de 10 años 5 mil dólares? No, pues él todavía no tiene las condiciones para administrar esa cantidad de dinero. Dios trabaja de la misma forma: porque Él valora lo que es espiritual, muchas veces no nos dará una bendición que ya nos fue prometida porque todavía no tenemos la capacidad para administrarla. De lo contrario, esa bendición fuera de tiempo nos podría perjudicar.

Todo en el tiempo correcto Muchas personas que aprendieron a usar su fe y crecieron rápidamente, cayeron a la misma velocidad, pues no tuvieron el desarrollo necesario para recibir esas conquistas. Si no crece espiritualmente, la persona no tiene estructura para crecer financieramente, pues no entiende que las cosas espirituales valen mucho más que las materiales. Sin esa madurez, la persona hasta puede conquistar lo material, pero pierde lo que el dinero no puede comprar. Cosas como la familia, el matrimonio y, principalmente, la Salvación. Invierte primero en el lado interior, crece y madura para que estés listo pasar por las luchas, pues son ellas las que te enseñarán a ser humilde, fuerte y a lidiar con las pérdidas. Conoce más Participa todos los lunes en la reunión del Congreso para el Éxito, y aprende más detalles sobre cómo lograr ser exitoso. Te esperamos en la Av. Cañoto #259, o consulta la dirección más próxima a tu domicilio.


bottom of page