top of page

¿Cómo tu empresa puede tener una ventaja competitiva?




Descubre qué hacer para destacar entre los competidores y fidelizar a tus clientes

Quienes emprenden seguramente han pasado o vivirán momentos en los que todo lo que se hace para el crecimiento del negocio no da resultados. Las adversidades diarias del negocio como la fuerte competencia y los imprevistos parecen contribuir aún más a esto.

Para resolver estos problemas, es necesario prepararse. Sin embargo, si tu empresa no tiene una ventaja competitiva que la coloque por delante de los competidores y establezca una relación duradera con sus clientes, nada de lo que hagas será capaz de resolver estos problemas, y tu negocio no tendrá éxito.

Según expertos, es fácil notar cuando un negocio tiene una ventaja competitiva; es aquella que siempre busca la innovación, mejora su nivel de calidad, se preocupa por el costo del producto y servicio, y tiene un servicio al cliente excelente.

Esto se ha convertido en un requisito para las empresas, pues necesitan valorar el capital humano, sus talentos y ser ágiles en lo que hacen, porque vivimos en un mundo globalizado, postpandemia, donde es necesario prevenirse ante los cambios constantes.


Cualquier empresa, independientemente de su tamaño, puede implementar esta práctica. Ya sea un microempresario, un profesional autónomo o una empresa de gran tamaño, es necesario tener una mirada muy aguda. Incluso, puedes vender una simple golosina, pero esa golosina debe tener una ventaja. Por ejemplo, en calidad, precio, servicio o en la forma de atraer a tu cliente. La ventaja competitiva te dará una visibilidad mucho mayor en el mercado, reforzará la marca ante el cliente y, con las ganancias generadas, también será posible aumentar la capacidad empleadora de la empresa.

Sin embargo, muchas empresas aún fallan en su intento de volverse competitivas. Los especialistas indican que uno de los mayores errores para cualquier emprendedor es no estudiar el mercado en el que se está insertando. Pero es necesario evaluar quiénes son tus competidores, quién es realmente tu público objetivo, cuál es el precio del producto o servicio y si el mercado local tiene condiciones para absorber tu demanda. El mayor o principal error es no hacer esta investigación y simplemente abrir una empresa porque piensas que será viable.


Necesitas conocer tu negocio


El emprendedor también debe conocer profundamente su negocio. Y, una vez que tenga esto bien definido, puede elaborar un plan de negocios que se convertirá en su guía y así tendrá un camino claro que recorrer.

Asimismo, quien emprende, debe tener una mirada real hacia lo nuevo, que es la tecnológica, aprovechando los vacíos que el mercado tiene y que puede absorber. Hoy en día, la tecnología nos brinda una forma de agilizar el trabajo, hacer todo con más eficiencia y generar más ganancias. En conclusión, para tener una ventaja competitiva, la persona debe hacer un mapeo de su competencia, así puede saber qué ventajas le ofrecerá al público. Y si ya está en el mercado, necesita analizarlo.


Diferencia espiritual


Cualquiera que emprenda o quiera avanzar en su carrera también necesita hacer la diferencia en el ámbito espiritual. Miles de personas que ya han comprendido estoy están participando cada lunes en el encuentro de Prosperidad con Dios, que se lleva a cabo en todas las Universal del país. Te esperamos, especialmente a las 7:30 p. m., en el Templo de la Fe: Av. Cañoto núm. 259, en el primer anillo. O bien, en la Universal más cercana a tu hogar.

Comentarios


bottom of page